Thursday, October 16, 2008

My Role Model

Anoche, entre el ir y venir de los vinos, salió a relucir este cuento. Un Don de unos setenta años esperaba diligentemente con su nieta en el estacionamiento del Centro San Ignacio a que uno de los carros saliese para él tomar su puesto. Ya preparándose para estacionar, una de esas mamirruquis abusadoras se aprovechó de la lentitud del viejo y flagrantemente le robó el puesto.

El señor bajó su ventana con cara de incredulidad mientras la señora se bajaba de su carro. Al ver que el don estaba molesto, la señora se le rió en su cara y le dijo “Ay papá, bienvenido al país de los vivos”. El viejo, ni corto ni perezoso, adelantó, puso su Mercedes en retroceso y con todas las ínfulas de Rambo aceleró, chocándole el carro a la señora. Volteando a ver la cara de quinta finalista de la abusadora, el señor le dijo: “Se equivoca, Señora. Bienvenida al país de los ricos.”

Yo quiero ser él cuando sea grande.-

1 comment:

Doña Treme said...

Sabes que yo vivi algo asi cuando era teenager... estaba de espectadora del mismo caso, pero era una camionetota versus un fiat... Solo que el senhor de la comionetota saco una cabilla y le partio los vidrios al Fiat.

También te puede interesar:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...