Tuesday, March 9, 2010

Lección de Arte para Maryori Huejputa

Otto Dix A la Belleza, 1922.

Maryori Huejputa debe tener mi antiguo celular en estos momentos. Seguramente un regalo de su novio porque cumplieron meses, fue buena cama o hay que consentirla con un premio robado. La verdad, que chévere. Yo también estoy de acuerdo que Maryori necesita un celular fino. No sé si le guste la música que yo tenía allí o si le parezca que el matrimonio de turno donde tomé dos que tres fotos fue "bien bonito". Ahora, si oye mis voice notes, tiene que concluir que eso sí es un vacilón completo. Desde el “¿sabemos quién está de cumpleaños hoy?” en la voz de nuestro Señor Presidente que yo solía mandar a mis amigos cumpleañeros para arruinarles su día hasta el repertorio completo de Vicente Fernández y María Conchita que me mandaba Corolin Corolao todos los domingos cuando no hay nada que hacer sino cantar rancheras y baladas ochentosas por voice notes.

Lo que más me duele de haber perdido el celular es que hoy me di cuenta que allí tenía mi agenda de “cosas en las que pienso que me gustaría recordar a futuro”. Un mini diario electrónico. Eso me lo enseñó la misma Coro cuando estábamos en Nueva York. Ella me decía que cuando uno iba a un restaurante y probaba un vino, era bueno anotarlo para así recordarse a la hora de volverlo a comprar. Como jamás he sido de vinos, anoté absolutamente todo lo demás. Era tan práctico. Por ejemplo, yo solía mandarme mensajes de texto a mi mismo cuando oía una canción que me gustaba y que sabía que no iba a recordar a la mañana siguiente. Con esto, uno abría una nueva página en su agenda y anotaba las cuatro palabras del coro para después buscar el nombre de la canción a la mañana siguiente.

Todo tipo de direcciones estaban anotadas ahí. Lo que aprendí de Italia que nunca terminé de vaciar y anotarlo en el blog. Entradas mismas para el blog que se me iban ocurriendo. Por casualidades de la vida, me acordé de todo esto leyendo el blog de La Cagada. Ahora, él anda en una nota en la que pone cuadros que le gustan como acompañante fotográfico a sus entradas. Eso me recordó que yo tenía anotado todos los cuadros que había visto en Nueva York, París e Italia que me habían gustado lo suficiente como para querer hablar de ellos después. Jamás lo hice y esa lista se perdió. Una exposición completa de cuadros de Hopper (que me encanta) en las manos de Maryori Huejputa.

No pretendía con eso ser la Monja Wendy que tiene un programa de televisión en Vale TV. Esa monja es un vacilón que va de museo en museo, hablándote de las condiciones pictóricas de cada cuadro. Lo que sí quería era sentarme a escribir sobre porque a mí me parecían fascinantes. El cuadro cursi de El Beso de Francisco Hayez en la Pinacoteca de Brera, en la que una pareja de amantes se besa apasionadamente mientras la sombra de un hombre a la izquierda denota que éste no es un beso que se prolongará en el tiempo sino que será un “hasta pronto”. Madame X de Sergeant que provocó un escándalo pictórico con el solo derrame de una de las tiras de su vestido. El tributo de Otto Dix a la belleza, en la que no hay belleza alguna. La lista continuaba.

Lo bueno es que ahora tengo una especie de borrón y cuenta nueva. A empezar a coleccionar nuevos cuadros y afiches y hablar, en su momento del porque me gustan. No hay que dejar nada para después. No vale con ligar que Maryori Huejputa se le ocurra meterse en mi blog para que me escriba un comentario sobre todas las cosas que tenía anotadas en mi lista para así poder continuarla. (El celular es tuyo amiga. Con regalo de novio, yo no me meto). Cuando las casas se queman, solamente queda comenzar a arrimar los ladrillos nuevamente.-

6 comments:

Manuela Zárate said...

Me encanta la hermana Wendy. De ahora en adelante mánadlo por mail. Yahoo y gmail te hacen el favor de guardarte la cosa. Y bueno, sí borrón y cuenta nueva. Como dice mi mamá cuando me roban una idea, te sobra inteligencia, ya vendrán más cosas.
I Love You so much baby,

Manuela Zárate said...
This comment has been removed by the author.
Fabs said...

fug... fuuuuuuuuuug

Chica Bond said...

Te mande unas foticos para que las guardes y empieces de nuevo tu coleccion, pero para que tengas alguito

La Piña said...

Yo digo que le armemos la guerra a Maryori Huejputa para que se sienta mal y le arme un berrinche al novio por regalarle un celular robado! jajajaja

love you mi Totin!

Ani Sosa said...

Jajajaja, no puedo contigo, entre los Twits y esto... ¡eres demasiado cómico! me alegras el día, de pana.

un saludo y sigue escribiendo,
Ani

pd: odio jalar mecate pero de pana te la comiste con lo de "Maryori Huejputa " JAJAJAJA. Genial.

También te puede interesar:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...