Sunday, May 2, 2010

10 Mantras Paternos que le Arruinan la Convivencia a los Hijos

¿Por qué son así?

Estimados Padres y Representantes. Ante todo reciban un fraternal y cordial saludo. En esta oportunidad, nos dirigimos a Ustedes con las finalidad de hacer de su conocimiento las decisiones tomadas en la I Convención Anual de la recién instaurada institución denominada “Asociación de Hijos y Representados”. Tarde o temprano algún nerdito iba a sacar la cuenta que si existe el día, existe la noche. Ergo, si existe algo llamado “Asociación de Padres y Representantes” – que por cierto, no puede tener más tufo a circular de colegio porque no perspira- pues de cajón que tiene que existir una contraparte denominada “Asociación de Hijos y Representados”.

Se le permite un tiempo para respirar. No estamos diciendo que nos vamos a conformar en una guerrilla comunicacional, que buscará desbandarlos a Ustedes y botarlos de sus funciones. A fin de cuentas, Ustedes son gente pana y alguien tiene que pagar esa tarjeta de crédito “de emergencia” que no puede ser usada bajo ningún respecto pero que ha brindado más tragos en esta ciudad que partido comunista repartiendo volantes. Lo que queremos es hacerle saber que si vamos a convivir con Ustedes, hasta que la locha o la metida de pata nos den para salir de sus hogares, hay ciertas cosas que tienen que cambiar.

Nos estamos refiriendo a esos mantras paternos que Ustedes utilizan con bastante frecuencia. Esos pequeños pedazos de sabiduría adulta que a Ustedes les parece im-por-tan-tísí-mo que nosotros acatemos. No es su culpa. Se concentraron tanto en suprimir todo aquello que odiaron de la abuelita que les desgració la personalidad, que hoy lo hacen sin conciencia del daño histórico que están causando a futuro. Que fastidio eso de tener que contarle a nuestros chamos cuando estemos al otro lado del espectro que “yo odiaba que mi papá me dijese que tenía que saludar a mi tía”. Lo que queremos es presentarles estos llamados mantras paternos para que se den cuenta que los repiten. Burda.

Sonido de tambores, por favor… no, papá que tiene calcomanía de “mi hijo es políglota” pegado en el carro, los timbales no son necesarios.

Diez Mantras Paternos que le Arruinan la Convivencia a los Hijos

1) Atiendeeeeeee: Miren, la última vez que uno atendió el teléfono de la casa era un señor cobrando una factura que Ustedes no pagaron. La penúltima vez, era su mejor amiga que llamaba para ver cómo le había ido a Ustedes en el dentista. Llamada, por cierto, ilógica. La antepenúltima vez era el señor colombiano que le cobra no se qué cosa a Josefa cada quincena y las demás cien mil veces era la abuela inoportuna. Uno no atiende el teléfono porque le da fastidio. La razón es que siempre, siempre, siempre es para Ustedes. Lo mejor es cuando están en la parte de arriba de la casa y empiezan a gritar “atiendeeeeeeeee” como hienas y en eco. La respuesta “si no es para mí” se dice con bastaaante cariño y paciencia. La frase “Mamáaaaaaaaaaa, agarra el teléfono” tiene toda la connotación de odio que se merece por obligarnos a pararnos del sofá sin razón alguna.

2) Es que tú no colaboras: Esta frase es consecuencia de una orden anterior estilo “ayúdame a poner la mesa” Por lo general, dado que ninguno de Ustedes parió soldados de Buckingham, nosotros estamos haciendo algo en el momento en que lanzan la orden. Sí, es completamente inoportuna pero uno tiene la decencia de quedarse callado, terminar rapidito lo que está haciendo y bajar a poner la mesa. Pero que pase un milisegundo, para que ya empiecen con el cuentico del egoísmo por la falta de colaboración. Ya vaaaaa. Sabemos que lo tenemos que hacer, y no va a ser en media hora. Es en tres minutos y medio. Pero que pasen diez segundos sin reacción. Pasamos de ser hijos pródigos a hijos que no lavan ni prestan la batea.

3) No es No, 'Ene O', No: Llega un momento en toda vida de hijo en que nos rendimos a la hora de preguntar si podemos hacer algo o no. Lo hacemos y punto. Porque la verdad, nos dijeron tanto que no, que tuvimos que hacerlo igualito para poder tener una vida social que no nos llevase a ser ermitaños y terminar aniquilándolos como Anthony Perkins en Psicosis. El “no puedes” adolescente se tornó en un “no me parece” en la vida adulta. Eso, lo hacen los padres que emplean psicología autoritaria. Los que tratan de sacar remordimiento utilizan “¿Pero por qué vas a salir? Mejor no salgas, quédate hoy.” Pero lo peor, para que lo sepan, es cuando juran que somos analfabetos y comienzan a deletrear la palabra “no”. Provoca responderles: “Muy bien. Ahora deletrea la palabra ‘impermeabilización’.”

4) Esto no es un hotel: Amamos cuando se disfrazan de Concierge para entrar a nuestros cuartos a una hora donde ni los pájaros se han levantado. Como si les diese rabia que otra persona pueda dormir más que Ustedes en un domingo de Ramos. Es tremendamente antipático encerrarnos para que no entren o poner una señal de “Do Not Disturb” , porque la verdad es que es su casa y nos dan un time-sharing gratis. Pero uno pensaría que tener la decencia de subir las escaleras a las cuatro de la mañana, cual ratero rascado disfrazado de mimo Ninja para no despertar a nadie, sería un servicio social comunitario en su beneficio. Craso error. Que Ustedes desayunen o almuercen sin nuestra presencia es pecado mortal. Como si volver a calentar un pasticho fuese una tragedia china.

5) Pon eso en un platico. Uno entiende que las mamás están demasiado orgullosas de sus vajillas de “cuando yo me casé”. Que se puede ir el marido, la señora de servicio, el loro y los hijos pero esa vajilla permanece intacta y custodiada bajo siete llaves. También entendemos que esa vajilla tiene una serie de platos, semi platos, excusas de platos, platones, platitos y plátanos que conforman un todo del cual, francamente, jamás sabremos cuál es el de la ensalada. Pero mamá, vamos, es domingo, diez de la noche y me hice un sanduchito de queso y no lo derretí porque me dio flojera. ¿Por qué diantres tengo que dármelas de cena presidencial y ponerlo en un platico cuando me lo estoy comiendo como si estuviese en una cantina? Igualito con el individual. Un pedazo de trapo en cien mil variedades que hay que poner, porque si no las constelaciones se juntan y el arca de Noé nos deja chapoteando. Dale pues, el Pirulín me lo como en un platico. Y aún así, siempre va a ser: "No vale chico, ¡en ese platico no!"

6) ¿Y con qué culo se sienta la cucaracha? Ahhhhh, el sórdido tema de la moneda. La verdad es que pedirles plata a Ustedes es un proceso que si supieran. Hay que agarrarlos cuando están felices, entonados, ocupados o dormidos. Basta que estén en un momento lúcido para que nos salgan con este criollismo. Admitimos, hasta ahora no ha habido un hijo estilo Sheldon Cooper para ponerse a hablar de la cucaracha con Ustedes. Porque eso es lo que se merecen, una cátedra cucarachera por venirnos a salir con semejante frase. ¡Y que Dios nos libre que un hijo encuentre el árbol sagrado! Ese mítico árbol al que se refieren Ustedes cada vez que preguntan "¿y tú crees que yo tengo una mata de dinero en el jardín?" No estamos buscando desfalcarlos pero que nos salgan con eso, cuando uno lo que está pidiendo es un miserable billetico de Luisa Cáceres de Arismendi mientras llega al cajero, solo comprueba que Ustedes tenían unos papás pichírrisimos.

7) Es que tú no cuidas las cosas: Esto se toma como un insulto personal. Un hijo que les enseñó a jugar Nintendo, a prender un DVD, a cambiar de canal con el control remoto y a decirles que Hotmail no era una página pornográfica, se merece más respeto. No chocamos, nos chocaron. Hay una diferencia enorme. Dígannos cuando perdemos la cartera. Eso da pie para que se disfracen de emperadores del mal presagio. Sólo porque pusimos la cartera en el comedor y se nos olvidó, ya da pie para que salgan con todo un drama que hay que mandar a cancelar las tarjetas, la cédula y cien mil documentos. Que se les pierda a Ustedes los anteojos. Cosa que por cierto, jamás es una afirmación. Siempre hay una presunción de robo: “¿Quién me quitó mis anteojos?” Nota: el 99.9% de las veces que claman que les robamos los anteojos, los tienen encima de la cabeza. Pero admitimos que es cuchi cuando responden “aquí ‘tan”.

8) Esta es mi casa: ¡Como les gusta jugar al Señor Presidente! Nosotros les respetamos la frase porque sabemos, desde muy temprana edad cuando nos prohibieron jugar en el salón, que somos unos invasores. Que tuvimos que perder todo el pudor gracias al temita de “no te encierres con llave” y que “bájame el perro del sofá” aplica para todo el mundo menos cuando a Ustedes les da por cariño perruno. Entendemos que podemos dejar regada la moralidad, la virginidad y las buenas costumbres pero que dejemos tirado un zapato es visto como una ofensa personal al orden del Cosmos. Ésta la perdonamos, porque es chévere jugar al Estado. La perdonamos porque cuando nos mudemos de la casa, vamos a mandar a VTV el video en donde salen Ustedes gritando “¡No Volverán!” Que quede constancia, cuando sean unos chochos y vengan a pedir cacao que quieren que nos volvamos a mudar con Ustedes.

9) Así tú no sales: Explicarles la moda a Ustedes es difícil. Hay padres que lo han entendido. De esos nos burlamos. Sobre todo, las mamás que decidieron que era chic ponerse leggins igualitos a los de sus hijas de dieciséis. Faux pas. Pero llegamos nosotros, que no sabemos nada del mundo, a salir con un blue jean con un hueco y una franela raída y Ustedes se lanzan una de Joan Rivers en Fashion Police. ¿Qué pasó? Nadie se ha metido con el hecho que Ustedes se ponen los pantalones brincaposos o que dejan la marca de la pintura de labio en el pitillo. Nadie. Se les quiere precisamente por no tener fashion sense alguno y salen de dictadores a decir “así tú no sales”. Bueno, por lo menos no son esas mamás que andan por la vida diciendo que uno se tiene que poner interiores decentes, no vaya a ser que tenga un accidente ho-rren-do y el médico en la clínica nos vea con malos ojos. ESA sí es la profecía del desastre.

10) Si sigues así no vas a llegar ni a los treinta: Nos encanta que siempre nos dijeron cosas como “si quieres ser bailarín de Venevisión, échale plomo pero sé el mejor”. Esa frase nos asustó de por vida, razón por la cual hoy somos unos marginados detrás de una computadora con un cargo ilógico de “Analista”. Pero se pasan. Sólo porque nos quedamos dormidos UNA SOLA VEZ, o porque nos gusta echarnos el traguito después de la oficina, no nos hace merecedores del foso donde a veces nos meten. Como cuando nos sacan en cara su propia biografía en Wikipedia: “Cuando yo tenía tu edad, ya tenía a mis tres hijos, mi casa y enterrado dos perros”. ¿Qué psicología del desastre es esa? Esa comparación no puede hacerse por una sola razón: todos Ustedes estaban de farra cuando pasó el 4,30. Nosotros, los herederos de las malas consecuencias. Es lógico que nos queramos echar un palo. ¡Nos legaron un mundo horrible que se les fue de las manos!

No tienen una tarea fácil, Padres y Representantes. Los entendemos y los aplaudimos. Hay días para conmemorarlos a Ustedes. Pero entiendan que ser hijo también es una carrera. De la que tampoco hay escuela. Sobrevivir bachillerato es la universidad, pero sobrevivirlos a Ustedes es nuestro postgrado. Y nos sacan la piedra de la misma manera que Ustedes no entienden como Marilyn Manson puede vivir en este mundo. Gajes del oficio, cosas de la vida pero es importante saber que detrás de todo mantra paterno, hay un adolescente/adulto que en su mente todavía se hace la misma pregunta de cuando era chamo: “¿y por qué”?

Atentamente, Sus Hijos y Representados.-

Nota al pie a los papás que siguen confundidos: Explicación del por qué Marilyn Manson existe en este mundo:

Marilyn Manson’s real name isn't even Marilyn Manson. He's a skinny public high school kid from Florida. Not some monster from out of this world and like of a lot other skinny long hair public high school kids, he was sick of getting beaten up by the pulling guard all week only to go out on the weekend, and watch the Quarterback get all the girls. So, he formed a band, man. Now he gets ALL the girls.

Todd Snider, Ballad of The Kingsmen .-

15 comments:

Or@ said...

Que buen post, me alegro la mañana. Que increíble que todos se parezcan tanto. Yo que no cocino, cuando se me ocurre y me siento en la mesa feliz con mi arepita siempre, siempre tengo que cambiar el mantelito porque "eso no es un mantelito es el pañito de la cocina", hasta que no lo cambie no puedo comer. Y si me sirvo mas de dos dedos de la bebida comienza la cantaleta "para que te sirves tanto si siempre lo dejas, sirvete dos dedos y si quieres más, repites". Si es por mi papá ni yo ni mis hermanos saldríamos jamás de mi casa despúes de las 6 de la tarde, para él eso es ser nocturnos, irresponsables e inventores "no hay necesidad" núnca importa si es una emergencia, a él eso le parece lo más absurdo del mundo y le ocasiona un mal humor imposible de entender. Los hermanos mayores no se salvan de sus mantras, el mío siempre me dice que él sería sumamente feliz si yo me quedara en la casa, tejiendo, cocinando y preparada para acompañarlo a él al cine cada vez que se le antoja.

Vida Gaviria said...

Te faltò un undècimo: La ùnica mùsica que te gusta es esa gritadera? (meaning, pop en inglès!). Lo peor es que ahora yo soy mamà y ya mis hijos pueden decir que tienen algunas barajitas de tu decàlogo :(

Doña Treme said...

JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA
Mi papá decía (creo que aun lo dice): tú crees que yo tengo una tijera de oro y que salgo por las mañanas a podar el árbol de billetes? Y yo con todo mi cinismo respodía: sí!

De la rumba sólo decía: hija, el hígado no se compra en el supermercado... al menos no el que te va a hacer falta.

Y de "yo a tu edad" ni hablan, porque aunque ambos están locos por ser abuelos, ellos decidieron ser abuepadres, así que llevan las de perder en ese punto.

Bisous

iLi said...

mi mama estuvo riendose a carcajadas porque decia que su mama era igualita.. PERO ELLA es la que encaja en todo el perfil..

Esencialmente said...

QUE VIEEEEEEJA SOYYYYYY! Mi Chino tiene 7 y te cuento que ya le he dicho: es que tu no colaboras, N O es NO, no vas a llegar a viejo (no por el nivel de rumba sino por todos los carajazos que se da), atiendeeeee y es que tu no cuidas las cosas. Ah y también le he dicho la variación de "esto no es un hotel" porque le digo "esto no es un restaurant". Si sigo así cuando tenga 10 me tira un golpe de estado!

Esencialmente said...
This comment has been removed by the author.
Ana Cristina Sosa Morasso said...

Jajaja, Toto, excelente Post. Cuando vi el preview en mi Blog List, me dije, "¿qué es esto? ¿Toto transcribió un circular de algún primito?" y me topé con esta entrada que me ha hecho sacar lágrimas de risa. Se le agradecen este tipo de escritos!

Emiliana said...

Jajajaja que buen post! Pero me estoy poniendo vieja!!!! Soy la reina del peo del platico y el individual jajajajaja
Eso si, si cuando Silvana tenga 16 pierdo la cabeza y me vez salir en leggins POR FAVOR devuelveme a casa de alguien que me diga ASI TU NO SALES!

Emiliana said...

Ah! Por cierto! Tengo una amiga con una mama mas cruel que la tuya, a la mia no le decian lo del accidente. Era: "Pero bueno B....., si te llegan a violar con esas pantaletas vas a pasar una verguenza con el violador!!!" jajajajaja como veras hay mamas mas locas que la de uno!

Adriana said...

Jajajajaj demasiado bueno, ahora estoy en el lado de los "Padres y Representantes"; en mi casa yo les decia "Si quieres vender periodicos en el semaforo, esta bien, pero tienes que ser el mejor" jajajaja lo unico que te cuento es QUE LA HISTORIA SE REPITE y algun dia tu vas a estar diciendole a tus hijos lo mismo y te vas a reir, como yo me rei leyendo tu blog. ME ENCANTO.....desde hoy.....tu seguidora

Andrea said...

“Muy bien. Ahora deletrea la palabra ‘impermeabilización’.”
JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA. Qué excelente.
Estás contratado, para que vengas a "colocar las cartas sobre la mesa" en mi casa.
¡Te espero!

mariana said...

JAJJAJJAJJAJJJJAJAJJAJAJAJJAJAJJAJJAJJAJAJJAJJAJJJAAAAAAAJAJAAJJAJAJAJJAAJJAJJAJJAJJAJAJJAJAJAJJAJJJAJAJJAJAJAJAJAJAJJAJAJJAJJAJAJAJJAJAJAJAJAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA
una vez mas: ajajjajjajjajajjajajajjajajajjajajajajajajjajajajajajajajjajaja
me prive de la risa leyendo esto....soy mama de dos super pavas (17 y 18) se los voy a pasar y diran, ves mami, hasta por escrito esta lo que siempre te decimos...
lo mejor de todo es que recuerdo a mi mama perfecto diciendome todo esto.
lo del platico, sublime. es asi, y punto.
besos, keep them coming
mariana

Fundación De Todo Corazón. Richard Gibson. Venezuela said...

Jajajajaja Que bueno Toto. Añado la de mi parte femenina de la casa: y tu no te vas a maquillar????? 5 minutos antes de salir a una fiesta traje largo y tenias media hora frente al espejo "maquillandote a tu estilo low profile"... BIbi A

Anonymous said...

Genial como siempre Toto, aunque falto el ULTIMATE CURSE: CUANDO TU TENGAS TUS HIJOS... (VAS A VER!)

D.

Maru said...

creo que voy a pasar por todos tus posts y decir que LO AME jajajaja men describiste a mi mama exactamente y hay q agregarle cosas de comentarios previos pero estuvo fino xq aplica a hombres y mujeres

el mejor blog que he conseguido de pana :)

También te puede interesar:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...