Monday, September 6, 2010

Las Almas de la Fiesta

En la despedida/cumpleaños de Jegny Carolina, me senté con Nera la Bombonera. Ella es chévere porque tiene una cooperativa de chocolates y usa hashtags en Twitter como #siyotuvieraunblog. Entre uno que otro comentario, desviamos la mirada hacia otro cumpleaños que estaba sentado al fondo  al que decretamos como uno de esos cumpleaños nefastos. Seguramente ellos dirían lo mismo del nuestro pero es que uno los ve y le provoca bostezar. Porque todos hemos pasado por ese tipo de cumpleaños.

Analicemos los ingredientes: a) Lugar: un local nocturno que no comparte la miseria de cumplir un lunes y cierra temprano lo que obliga a todo el mundo a empinar las copas como si faltaran cinco pa’ las doce; b) Número de personas convidadas al bonche nefasto: 16; c) Número de servicios pedidos: 1; d) Número de amigos mutuos en Facebook entre todos ellos: tres, incluido el cumpleañero; f) Número de amigos en común que fueron al sarao: 1 (el cumpleañero); g) Número de veces que el cumpleañero se ha levantado para hacer rondas de presentación: 0. La novia está demasiado buena.

El punto “f” es lo que lo hace nefasto (el punto “g” se cancela porque la mamirruqui está explotada). ¿No les ha pasado? ¿Que tienen un grandísimo amigo de la oficina o de la vida con quien salen a menudo ya sea en plan de parejas o en plan de parrilla pero a la hora de su cumpleaños se dan cuenta que no conocen a nadie?  Un grupo surtido dividido entre amigos de la oficina, primos, los de la vida, los de la universidad y los de “nadie sabe donde salió (si les pasa esta situación agárrense de éstos: siempre tienen los mejores cuentos del homenajeado) que jamás han tenido la ocasión de estar juntos porque el pana no se ha casado o no ha sido enterrado como para estar en su presencia.

Uno los ve llegar. Con paso de 100% Actitud directo hacia donde está el cumpleañero a abrazarlo. Saludos efusivos con más entonaciones del “ñoooos” de parte de las mujeres y un “mi pana” seguido por abrazo de oso de los hombres. Hasta ahí todo perfecto. Es luego de saludar a Kevin Bacon que comienzan a desviar la mirada para ver donde es que se van a estacionar. Van pasando entre la mesa y el sofá diciendo “Hola, ¿Qué tal?”, ese saludito agraciado que denota “No tengo la menor idea de quién eres tú pero soy educado”. Cuando por fin encuentran un espacio en el sofá se dan cuenta que la única persona que conocen en toda la fiesta – el cumpleañero – está a nudos oceánicos de donde se lograron sentar ellos. Con el único servicio. Besando a la novia.

¿Qué hace una persona normal? Pues le pide a un mesonero que le sirva un trago, se le presenta a la persona que está sentado a su derecha y ve como carrizos se mete en la conversación para comenzar a pasar un rato agradable con puros desconocidos. Por lo general tocarán alguna de las “Ch’s”: chistes, chismes o Chávez en algún momento de la noche, pues eso no tiene pele. Lo más seguro es que de algo se reirán, dirán más “Pana, pásame la soda ahí, vaya” que encopetada histérica limpiando mancha y se irán a sus casas diciendo “un placer”. Eso es lo normal.

¿Qué fue lo anormal de este cumpleaños? Que todos y cada uno de los subgrupos decidieron ignorarse entre si y sacar sus teléfonos celulares a revisar sus mensajes. Toda la noche, volteando la mirada entre el Blackberry y el espacio, el Blackberry y el cumpleañero. Con la esperanza de que se escapara de su novia un ratico para venir a hablar con ellos. A La Bombonera y a mí nos provocaba pararnos a darle unos papelitos a cada uno y decirles: “anoten sus pines” y se hablan pues. Pero como la nueva regla social es que “los pines no se putean” pues no nos quedó de otra sino ver a los nuevos desadaptados, creando su propia fiesta en su versión 2.0. ¡Abajo el Blackberry en restaurantes y fiestas!

Frase oída anoche:
- ¿No te has dado cuenta que mientras más marginal es una persona más lujoso es su celular? Cada seis meses lo cambian para tener el más atómico del mercado.
- Yo soy marginal pero por lo menos espero a que me lo roben.-

No comments:

También te puede interesar:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...