Wednesday, September 7, 2011

El Pin No Se Putea



Anoche, luego de ir al estreno de los @eStandUperos en BarraBar, decido que no tengo sueño y me voy a Suka para tomarme un último trago antes de irme a mi casa. Ahí me consigo con Nina mi editora quien me presenta a un guionista colombiano y a una amiga de ella quien dice conocerme. Nina le comenta al guionista que yo escribí un libro. Mientras hablamos sobre él, la amiga me dice que ha querido leerlo pero que no lo ha podido encontrar. De repente, saca su celular y me dice: “Oye, ¿me das tu pin?” a lo cual yo le respondo sin ton ni son: “El pin no se putea”.

La cara de los tres es de asombro y obviamente la amiga se ve molesta. En mi defensa, juro que cito uno de los tweets de Nina y lo he dicho para burlarme de sus mantras pero después me doy cuenta que no solamente es un Toto Original sino que me salió del alma. No tengo ni la menor idea de quién es la amiga, hemos cruzado quince palabras y no me gusta. ¿Para qué darle mi pin?

Esto se lo explico cuando entramos en confianza. No es ella ni su solicitud honesta, es que todos estamos así. Nos dio por moda acumular contactos, amigos en Facebook, seguidores en Twitter y ahora estamos tan sobresaturados de gente que buscamos en las mismas redes espacios privados donde podamos pasar desapercibidos. En mi caso, tengo 198 contactos en pin, demasiados “amigos” en Facebook que ya ni borrando sirve y sigo a 378 personas en Twitter. Honestamente, hablo todos los días con 5 contactos, tengo una relación constante con 3 amigos en Facebook y me correspondo con 7 personas a las que sigo en Twitter. El resto es relleno, de la misma manera en la cual yo soy relleno para otros.

La amiga me cuenta algo curioso, me dice que una amiga de ella me dejó de seguir por Twitter porque le dio rabia que yo no la acepté en Facebook. ¡Eso es lo que nos está pasando! Nos creamos amistades virtuales sin primero pasar por el contacto físico, permitiendo que entre el peor juego de discriminación: foto de perfil y amigos en común. Ya ni siquiera el nombre de la persona activa una memoria de “¡ah claro!”. Y caemos por antipáticos, cuando en realidad deberíamos ser tachados de ignorantes. No tengo idea quien eres tú, discúlpame.

Por cuestiones del blog, el libro y Twitter me han llegado decenas de solicitudes en Facebook. Y aprecio que quieran ser mis “amigos” (el Toto de siete años se lo tripea full). Pero mi vida es tan abierta en el blog y el Twitter que me gusta pensar que el pin y mi Facebook son mi espacio personal, donde yo puedo escoger. A fin de cuentas, la gente que me pide también se da ese lujo. En mi caso, le pido el pin a gente con la que necesito hablar y envío solicitudes en Facebook a gente que conozco físicamente y que me gustaría chismear sobre sus fotos (estoy bien claro). No necesito un conglomerado virtual con gente que no he visto en mi vida la cual me sirve solamente para tener más cosechas en Farm Ville.

Twitter es un caso distinto, porque ahí no controlas quien te sigue sino a quienes sigues tú. Y hay gente que se molesta porque sigue a determinada persona y ella no la sigue de vuelta. Es una ridiculez. Muchos de mis más cercanos amigos tienen Twitter y no los sigo, mientras que otros sí. La diferencia está en que mientras los primeros no generan contenido interesante, sino simples Retweets de noticias, los segundos se fajan en tener un TimeLine constante sobre su área de experticia (humor, información, negocio o sentimientos).

¿Les molestan que no los sigo? No. Hay gente que usa el Twitter para escribir (mi caso), hay otros que solo lo usan para leer (dicho por ellos). A mí me gustan los que son de contenido, la gente que no lo usa como chat, que tiene presente que no son 140 caracteres lo que puede escribir sino, en mi caso, 119 para permitir Retweets y comentarios de ameritarlos.

Estoy en desacuerdo con el follow-back por esa razón. Seguir por cumplir es la manera más fácil de odiar el Twitter (razón por la cual odiamos el Facebook), mientras que seguir por gusto es la forma más idónea para gozarte la herramienta. Igual con el unfollow, eso que me llegue un e-mail diciéndome que tal persona me dejó de seguir es deprimente. ¿Qué importa si me dejó de seguir? A menos que me dejen de seguir en masa, pues. Ahí sí, como Sylvia Plath, ¡al horno!

El pin, la amistad y el follow no se putean, se conquistan. Con tarjeta de presentación de por medio. Algo para pensar.-

19 comments:

Anonymous said...

me vas a disculpar pero te pasaste de guevón, ciertamente eres libre de darle tu numero de tlf o pin o lo que sea a quien quiera, el hecho de darle el pin no significa que tengas que hablar todos los dias con esa persona y si te ladilla (como me ha pasado) simplemente la borras discretamente. ademas te adelanto en un par de años la gente no se va a morir por tener un Blackberry sino un iphone o un android, es decir el pin pasara al museo de los absurdos de este pais.

tu argumento posterior al cuento del pin rechazado es totalmente valido y comprensible de hecho lo comparto, pero de pana no justifica que le hayas salido con una frase tan chocante a la chama que apenas conocias.
no se, es mi punto de vista, quizas no estes de acuerdo pero alguien tiene que decirtelo

Slds

Nina said...

La testigo dice: el sr. tenía razón. Fue muy bandera, la gente no puede pretender intercambiar PIN después de 30 segundos de conocer a alguien. Además ala actitud de la chama fue muy arrogante también. "Damelo Porque Yo Soy la Mas Arrecha y Me lo Merezco". No.

Estuvo muy mal de su parte 1. interrumpir una conversación de la NADA para eso y 2. pedirlo así como si ella automáticamente se lo mereciera.

You did good.

IG said...

Ella es una igualada y tu eres mi idolo.
Saludos

Gaby Otamendi said...

Toto Presidente!!! En este mundo hace falta mas gente con tu sentido comun y acidez y menos gente "red socialista".

Mandy said...

Epico!!!! Quiero ser tu cuando sea grande!!!

Anonymous said...

Tienes razón y también es antipática tu actitud 2.0.
Eres grande pero se humilde bro.

Gaby said...

Excelente Post! totalmente de acuerdo contigo!

Anonymous said...

Never burn a bridge, you never know when you will need it to cross the river.
Te creia un poco mas inteligente pero veo que "la fama" se te esta subiendo un poco. La humildad es una muestra de superioridad intelectual

Carlos Correia said...

Por fin publicas algo que genera opiniones encontradas. Lo curioso es que la gente que esta en desacuerdo lo hace de manera anónima. Has debido saber que no todo el mundo tiene porque entender un chiste de humor negro y me imagino eso fue lo que le pasó a la chama pero por lo que leo hablaron de esto que escribes sobre como todos estamos sobresaturados en el pin y en Facebook. En eso estoy de acuerdo,
porque fue honesto, tenías un punto el cual nos pasa todos. A fin de cuentas, esa "fama" que te dice el comentario anterior no existe sino para los que no te conocen pues "famosos" somos todos entre amigos.

CaroNu said...

Excelente post.
NO acepto amistades en Facebook y añado disculpa soy tu profesora no tu amiga.
NO tengo twitter, soy mujer, no me alcanzan 140 caracteres.
NO tengo PIN pues no uso a la morita negra.
¿Incomunicada? Quizás... me reservo el derecho de admisión en mi vida privada. Punto.
Ah, en mi blog tengo bloqueado el acceso a comentarios.
Prefiero leer y pensar y contar con los dedos a mis verdaderos "amigos".

Doña Treme said...

Wow... esto da tela que cortar. Siempre habrá quien te apoye y quien no... todo en la vida funciona de esa manera.
Yo no soy una socialité, ni estoy cerca de serlo, pero como mujer no espantapájaros siempre estoy expuesta a algún gordo baboso que quiere el pin en un cumpleaños, un baby shower, un velorio, etc... Así es la vida.
Yo los agrego y al salir del recinto los borro. así de fácil.
Quizás sea otro tipo de antipatía, pero me ahorro el show del momento.
Besos
Treme

Ley said...

Yo hubiera respondido lo mismo!
Es como si te pidieran rial presta'o a los 5 minutos de conocerte.
Y como se lo digas, pues que cada quien se abstenga a las consecuencias... No era mejor que ella te diera su pin en un papelito y se ahorraba la pena de rogarte?
Bien hecho!

Ana Teresa said...

La tipa fue un poco mal educada, muy cierto, pero hay maneras de decir las cosas y de sacarle "el cuerpo" a alguien. Es mejor quedar como un "British gentleman" que como un pajuo patan y sin humildad como actuaste, es solo un consejo y mi humilde opinión al respecto!

todoloquemepasa said...

Excelente post Toto, estoy totalmente de acuerdo contigo aunque reconozco que yo fui una de las que te solicitó en el FB pero tienes tanta razón q sinceramente no meimportó ni me quita el sueño ni he dejado de seguirte por eso... menuda estupidez! Estás en todo tu derecho y tu post me pareció genial!

Anonymous said...

Toto,
Vivimos en una epoca en la que todo el mundo "se ofende" si no haces lo que la gente quiere. Si te dio la gana de decirle eso, y esta persona se ofendio, mala suerte... Yo comento de forma anonima por mis ideas particulares respecto a la privacidad en internet, y no porque me atemorice de lo que mis opiniones generen como comentarios. Uno tiene el derecho de aceptar o no al que quiera y de ser frontal y decirlo a la cara.
BTW, que bueno que la gente se apersono y comento.
Greetings from a small island in Europe ;)

Anonymous said...

Toto, te entiendo. La gente se ofende porque yo no dejo que nadie me siga, para que si nunca escribo nada? yo solo leo y sigo lo que me interesa la parte social la tengo de sobra cubierta con el facebook. Con lo del PIN de verdad que te salio del alma pero persona que te conzca realmente sabria que es una respuesta tipica TOTO. Asi que Bravo! Lo de la amiga que piensa que el PIN es obsoleto cheverisimo no le pidas los PINs a los demas.

Un beso y looking foward a otros cuentos de sobremesa perhaps cuentos de espera en el aeropuerto. (en spanglish y todo....)

Vida said...

Gracias por la honestidad, Tots. Yo todavía estoy en la fase 'acepto a todo el mundo y después borro a los que no uso nunca'. Besos

Emiliana said...

Tienes toda la razon mi Tots! Y a la pajua Anon que escribio de primera, Srew you! Las unicas personas que tienen derecho a coleccionar pins desconocidos como si fueran barajitas son Bebella y Carlos Julio por venir incluidos en el presupuesto de Mar (jajaja)

Diana Sánchez Peiró said...
This comment has been removed by the author.

También te puede interesar:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...