Wednesday, November 30, 2011

Yo Spanglisheo


Las mudanzas a otro país requieren acostumbrarse a un nuevo idioma, sobre todo para nuestros chamos. No debe ser fácil llamarse, por ejemplo, Juan Roberto Núñez en Minnesota y tener que levantar la mano cuando la profesora pasa lista en el colegio diciendo: “Won Ruburo Nunness”. En otro país, un mundo ordenado en español se vuelve una mezcla de palabras que crean otro idioma: el del venezolano expatriado.

Me cuenta Nelly que su sobrina, residente en Miami, ha lelgado cansada a su casa del trabajo y le dice a su hijo César: “Bebé, mejor hacemos la tarea mañana con calma”. César la mira confundido y le dice: “Mami who is Calma?” La mamá se echa a reír pero César continúa “Seriously Mami, who is this guy? I don’t know him”. Cosas que pasan en una Venezuela fuera de nuestras fronteras, la calma ahora tiene nombre de hombre.-

No comments:

También te puede interesar:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...