Thursday, April 4, 2013

No Ríe El Que Oye Pajaritos


La otra noche no pude dormir y caí en un video en YouTube del año 2008. Era un programa en Venevisión donde Claudio Nazoa, Laureano Márquez y Rolando Salazar parodiaban una entrevista ficticia entre el Presidente Caldera y el Presidente Chávez. Luego de eso pasé a un sketch de Radio Rochela donde se parodiaba el segundo intento de golpe de Estado contra Carlos Andrés Pérez. Finalmente caí en La Revolución No Será Televisada donde vi la escena en la que momentos antes de juramentar a Diosdado Cabello como Presidente, los funcionarios presentes discutían inocentemente sobre qué hacer cuando hay una ausencia temporal del Presidente en ejercicio.
La verdad es que no dormí muy bien esa noche.
Las cosas han cambiado tanto que es imposible pensar en una época donde se podía parodiar eventos de índole nacional en televisión. Yo siempre he pensado que el humor sirve para comprender mejor la tragedia, incluso mejor la política, y es una lástima que en menos de diez años no quede ni el recuerdo del humor político en televisión salvo el protagonizado por sus propios actores.
Que en menos de un mes hayamos visto el nacimiento de Esteban el Pajarito, el Cabeza de Caja bailando en Los Juanes y el Toripollo, es suficiente como para pensar que cualquier guionista se lamería la boca con el material. Pero ¿en dónde sale? Erika Tipo 11 ya no sale al aire, Chataing TV solo puede hacer tanto y Misión Emilio ni se molesta. Eso no sucedía antes.
Saturday Night Live sacó una parodia con Justin Timberlake sobre la muerte del Presidente Chávez porque esa era la noticia mundial del momento. Ahora se concentran en Kim Jong-Un de Corea del Norte, el Mejor Peor Villano de Todos Los Tiempos. Así se mueve el mundo que indudablemente necesita reír porque la situación actual es incomprensible.
Nicolás Maduro se las hubiera visto plátano verde de existir Radio Rochela hoy en día pero yo insisto lo hubiera humanizado y hecho único. El gran tema de esta carrera presidencial, como dice la revista Time, es que NO hay temas. Henrique Capríles ha sacado tres fórmulas básicas: “yo propongo seguridad de noche, platica pa’l bolsillo y comida pa’ la barriga” pero no han podido ser comentadas porque Nicolás Maduro ofrece algo mejor: la torta. “Chávez se me apareció como un pajarito chiquitico” es quizás la afirmación en campaña más absurda que se haya oído en el mundo entero. El problema es que él ve la burla como un insulto.
Sarah Palin se vio obligada a asistir a Saturday NIght Live porque Tina Fey hizo de ella un nombre común. John McCain posó con Fey en la portada de la revista Time. Tal fue el efecto de la comedia en la política en las elecciones del 2008 en los Estados Unidos que los candidatos tuvieron que mostrar la cara de sus metidas de pata para 1) hacerlos humanos y 2) probar que el que ríe de último ríe mejor. Eso lo comprenden los demócratas. Cuba lo ve como un ataque de misiles.
Mi preocupación es que estamos viviendo los últimos bastiones del humor libre en Venezuela (hoy únicamente a través del Twitter) y creo que de eso queda poco. Chávez utilizó a la oposición como un mal necesario para la implantación de su política pero Nicolás Maduro sí la ve como el real enemigo. La oposición dejó de ser escuálida para ser hija de Hitler. Los supuestos diez millones de votos ya no se meten por el buche sino por el ano. Henrique Capríles no es un majunche es un fascista burgués príncipe parasitario de la ultraderecha neoyorquina. Esto es política a lo Iris Valera: el malandreo te hará libre.
Le leí a Juan Andrés Ravell que Chávez se había reído con La Isla Presidencial. Nicolás Maduro no se ríe y he ahí el problema. La disidencia a través del humor no será tolerada. Una lástima, cuando la verdad los mejores actores de comedia están hoy en día sentados en el Gobierno. Al menos son los únicos que ven pajaritos.
FREAKY: Este texto tiene 666 palabras.-

2 comments:

Anonymous said...

lo que pasa es que ustedes lo han dicho hasta el cansancio MADURO NO ES CHAVEZ lastima que no veas lo malo que hace la oposiion como vez lo malo que hacen en el gobienro asi que a ponerse las alpalgatas que l que viene es joropo...

Carlos de la Parra said...

Maduro se comporta inmaduro.
Ahora resulta que quiere ser Chávez, pero ya no tiene a Hugo el boss.
De nuestros imitadores serán nuestros defectos.
Por otro lado la oposición se aferró a su candidato perdedor, les faltó un buen campeón.
Estamos pendientes el 14 de abril, a ver si en ésta telenovela Venezolana no salen con que Chávez gobierna post mortem.

También te puede interesar:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...